Radio Encuentro FM 103.9

Lunes 11 de Marzo del 2019 - Noticias

"Los sin nadie estamos acá, esperando una respuesta como la merecemos"

Se llevó a cabo esta mañana la segunda audiencia del segundo juicio que busca esclarecer el cobarde asesinato de Atahualpa Martínez Vinaya, ocurrido el 15 de junio de 2008.

En la oportunidad, el Tribunal de Juicio rechazó un pedido para reemplazar al papá de Atahualpa, por la hermana del joven asesinado, Ayelen Martínez, como representante de la familia querellante.

Posteriormente se inició la declaración de los testigos, donde la primera fue la prima de Atahualpa, Laura Vinaya, y posteriormente se hizo lugar a cuatro testigos de identidad reservada, por lo que no se permitió la presencia de público, ni de los medios de comunicación.

Vinaya respondió preguntas de los abogados querellantes, la Fiscalía y la defensa. En su relato, se pudo conocer el perfil de Atahualpa, como el de su entorno, y sus proyectos a futuro.

Finalmente, Laura se refirió a las necesidades de la familia y el deseo de Julieta Vinaya, la mamá de Ata.

“Ella quería ver si en este juicio podía encontrar alguna respuesta a las preguntas de cómo, cuándo, dónde y por qué mataron a Atahualpa. Esas son las preguntas de la verdad, esas son las preguntas que quería responderse una mamá, teniendo a su hijo asesinado”, expresó Laura.

Explicó que durante los más de diez años de lucha, “nos sorprendió de leer el expediente y ver las fotos, entender que Atahualpa cuando lo mataron, cuando le dispararon, estaba sentado, que perdió dos litros de sangre, pero que no están en el lugar donde él murió y no sabemos dónde están, que la sangre la derramó sobre el muslo de su pierna derecha”.

“Estaba sentado, que ese disparo que entró no desde atrás, sino desde la derecha hacia la izquierda, desde su omóplato, que lo dejó agonizando más de dos horas, que lo dejaron morir en ese lugar solo. Todo eso dónde está, qué, cuándo, cómo, quién, como sucedió, por qué sucedió”.

“Es un hecho demasiado complejo, evidentemente, que nos dejaron durante estos diez años esperando, bajo la impunidad, y esa impunidad se llevó a Julieta” subrayó.

Mientras agregó: “Esto no se trata de venganza, ni de levantar acusaciones contra nadie, sino de saber la verdad. Y desde entonces sí asumir la justicia, pero sin verdad será muy difícil reconocer la justicia y ese poder judicial que tiene la responsabilidad de ofrecernos a nosotros la posibilidad de eso”.

“Los sin nadie estamos acá, esperando una respuesta como la merecemos, dignamente”, finalizó Laura Vinaya.

AUDIO:

COMPARTIR

Más Noticias