Radio Encuentro FM 103.9

Viernes 19 de Enero del 2018 - Noticias

El Papa con los pueblos de la Amazonia en Perú: "Nunca los pueblos originarios estuvieron tan amenazados"

(Jesús Bastante).- “Una Iglesia con rostro amazónico, una Iglesia con rostro indígena“. El sueño del Papa Francisco de visitar el pulmón del planeta se hizo realidad esta tarde, con un histórico y emocionante encuentro con las poblaciones originarias de Puerto Maldonado, en el que Bergoglio bailó, rió, se emocionó y escuchó las reivindicaciones de un pueblo que “nunca estuvo tan amenazado“. Y gritó con ellos a la conciencia de los poderosos, para denunciar la trata de personas, la mano de obra esclava y el abuso sexual, que “es un clamor que llega al cielo”.

El Papa fue recibido por el obispo dominico español David Martínez. A Francisco se le nota feliz por tocar, por fin, las puntas de la Amazonía, uno de los pulmones del planeta, y que tan bien ha dibujado en su magnífica Laudato Sí. Francisco vino “a escuchar”, a “ver en vuestros rostros el reflejo de esta tierra”. Y la vio, la tocó, la sintió: primero, en el abrazo que se dio con varias decenas de niños; segundo, en el abrazo que su presencia supuso para una de las zonas más amenazadas de la Tierra, “el gemido de la Madre Tierra”.

Y vino con una idea muy clara: defender a los pueblos de la Amazonía de la explotación de los terratenientes. “Nunca los pueblos originarios estuvieron tan amenazados”, denuncia, claro, conciso, Bergoglio. Y muestra un profundo respeto hacia los derechos de cada pueblo, de cada cultura, especialmente de los más empobrecidos. “Cada cultura que recibe el Evangelio enriquece a la Iglesia“.

El Coliseo Regional ‘Madre de Dios’ de Puerto Maldonado es fiel reflejo de la Iglesia que pretende Francisco. Un recinto circular, en el que todos pueden verse unos a otros, cada uno con sus diferencias, sus distintos ropajes y sensibilidades. Tal y como querrá que sea el próximo Sínodo de la Amazonía.

“Su mirada ha descubierto la riqueza mayor de la Amazonía, que no son la madera ni los minerales, que son sus pueblos. Aquí los tiene”, señaló el dominico español. “Rostros que dan fe de sus luchas y esperanzas, sabidurias que dialogan con la naturaleza, en armonía con ella”, recalcó David Martínez. “Ellos son sus mejores interlocutores”.

En su saludo al Papa, representantes de los pueblos originarios denunciaron ante el Papa la explotación de nuestros recursos naturales”: los cortadores de árboles, los buscadores de oro, las compañías petroleras, los que abren caminos de cemento. “Ellos entran en nuestro territorio, moriremos cuando los foráneos perforen la tierra, cuando envenenen y malogren nuestros ríos”, afirmaron Héctor Sueyo y Yésica Patiachi, del Pueblo Harakbut.

“Hoy estamos vivos, y seguimos resistiendo (…). Le pedimos que nos defienda. Los foráneos nos ven débiles e insisten en quitarnos nuestro territorio (…). si logran quitarnos nuestras tierras podemos desaparecer”.

“Queremos que nuestros hijos se eduquen y no sean discriminados como nosotros”, subrayaron. “Somos pueblos originarios, hemos vivido desde tiempos remotos. Nuestra herencia ancestral es nuestra lengua. Nos sentimos orgullosos de pertenecer a un pueblo originario y hablar nuestra lengua”

El cielo está muy molesto, y llora, porque estamos destruyendo nuestro planeta. “Si no tenemos alimento, moriremos de hambre. Todos los pueblos de la Amazonía les queremos decir a ustedes: Cuidemos y protejamos nuestra tierra para vivir en armonía”

“Lleve el mensaje de Dios, acompáñenos como Jesús. Gracias papa Francisco, por escucharnos”. Entre unos y otros parlamentos, algunos de los más ancianos representantes de las comunidades originarias se levantaban, sin protocolo alguno, y saludaban a Bergoglio. Es su tierra, son sus normas, es su historia… y su futuro.

María Luzmila Bermeo, indígena awajún, criticó cómo “hemos agredido al bosque, matando peces con barbasco y chichorro, talando árboles, cazando muchos animales, contaminando los ríos con minería, sacando oro de los ríos, explotando el petróleo. Ahora no tenemos muchos recursos naturales. No cuidamos. No respetamos la naturaleza. Más bien contaminamos toda la naturaleza”, pidió al Papa que “ore mucho para que la amazonia no pierda sus saberes, sus riquezas, sus culturas y sus valores”. Finalmente, representantes de otras tribus leyeron, en sus dialectos, algunos pasajes de la Laudato Sí, que en su lengua suena aún más hermosa, aún más auténtica, aún más amazónica.

El Papa vino a escuchar, pero también a hacer sonar su voz, hacer que su voz reflejara el llanto y las legítimas aspiraciones de los pueblos originarios. Así lo hizo. “He deseado mucho este encuentro. Quise empezar desde aquí la visita a Perú. Gracias por vuestra presencia y por ayudarnos a ver más de cerca, en vuestros rostros, el reflejo de esta tierra. Un rostro plural, de una enorme riqueza”

“Quítate las sandalias, porque el suelo que estás pisando es una tierra santa”, proclamó el Papa, quien subrayó “las hondas heridas que llevan consigo la Amazonía y sus pueblos”. “He querido venir a visitarlos y escucharlos, para estar juntos en el corazón de la Iglesia, unirnos a sus desafíos y con ustedes reafirmar una opción sincera por la defensa de la vida, defensa de la tierra y defensa de las culturas”.

“Probablemente los pueblos amazónicos originarios nunca hayan estado tan amenazados en sus territorios como lo están ahora” denunció Francisco, quien señaló a “los grandes intereses económicos” que “apuntan su avidez sobre petróleo, gas, madera, oro, monocultivos”. También, por las amenazas contra su vida y su forma de vivirla.

Así, el Papa señaló cómo “hemos de romper con el paradigma histórico que considera la Amazonía como una despensa inagotable de los estados, sin tener en cuenta a sus habitantes”. Por eso, “considero imprescindible realizar esfuerzos para generar espacios institucionales de respeto, reconocimiento y diálogo con los pueblos nativos, asumiendo y rescatando la cultural, lengua, tradiciones, derechos y espiritualidad que le son propias. Un diálogo intercultural en el que ustedes sean los principales interlocutores”.

“Permítanme decirles que si para algunos ustedes son considerados un obstáculo o un estorbo, ustedes son un grito a la conciencia (…), son memoria viva de la misión que Dios nos ha encomendado a todos: cuidar la casa común”, recalcó.

Una defensa de la tierra que tiene que estar unida a la defensa de la vida, amenazada por “los derrames de hidrocarburos” o la minería ilegal, pero también por “la trata de personas, la mano de obra esclava o el abuso sexual, contra adolescentes y mujeres, es un clamor que llega al cielo”.

“No nos hagamos los distraídos. Hay mucha complicidad”, denunció el Santo Padre, quien se comprometió a que la Iglesia “nunca dejará de gritar por los descartados y por los que sufren”.

“El reconocimiento de estos pueblos, auténticos interlocutores, nos recuerda que no somos poseedores absolutos de la creación”, apuntó, pidiendo a los pueblos originarios que mantengan “su cosmovisón, su sabiduría”. Al tiempo, denunció las “políticas de esterilización” de las poblaciones aborígenes.

“En momentos de crisis pasadas, ante diferentes imperialismos, las familias han sido la mejor defensa de la vida”, recordó, pidiendo “no dejarnos atrapar por colonialismos ideológicos disfrazados de progreso, que van estableciendo un pensamiento único, uniforme y débil”.

“Muchos han escrito y hablado sobre ustedes. Está bien que ahora sean ustedes mismos quienes se autodefinan y nos muestren su identidad. Necesitamos escucharlos”, clamó Bergoglio, quien pidió a los pueblos que “no sucumban a los intentos que hay por desarraigar la fe católica de sus pueblos. Cada cultura y cada cosmovisión que recibe el Evangelio enriquece a la Iglesia con la visión de una nueva faceta del rostro de Cristo”.

“La Iglesia no es ajena a vuestras vidas, no quiere ser extraña a vuestra forma de vida y organización. Necesitamos que los pueblos originarios moldeen culturalmente las iglesias locales amazónicas”, y por ello convocó el Sínodo de la Amazonía, cuya primera reunión “será aquí, hoy, esta tarde“.

Fuente: www.periodistadigital.

COMPARTIR

Más Noticias

Noticias - Lunes 15 de Octubre

La capital bonaerense fue elegida por ovación como sede del 34 Encuentro de Mujeres que se realizará en 2019, "por la lucha de las mujeres de Astilleros, porque nos falta Johana, por justicia por Sa...