Charla de Hebe en Viedma: “La lucha no es para un día o para dos, es para siempre. La lucha es todos los días”

En el salón de la seccional local de la UNTER, Hebe de Bonafini transmitió su fuerza, convicción y compromiso en la construcción de un país más justo y solidario. María Clara Busso, secretaria general de la seccional Viedma del gremio docente  dio la bienvenida a “la casa de las y los trabajadores de la educación” y Mayra Santa Cruz -en nombre del equipo de Radio Encuentro y ENTV – agradeció la visita de Hebe que vino a acompañar el inicio de las transmisiones de ENTV.
Ante una sala colmada la Presidenta de las Madres se refirió a los retrocesos que se viven en el país con el gobierno de Cambiemos, señalando que “hay que ponerle alegría a esto que nos está pasando compañeros, hay que ponerle trabajo, voluntad, amor, la vida es eso, la vida es lucha, la vida es trabajo, la vida es solidaridad, honestidad, pasión y lealtad, eso hay que implementar y eso hace falta; no perdimos la batalla, perdimos una pequeña parte de una votación, pero eso nos tiene que dar más fuerza y más ganas”.
Afirmó que “ya sabemos lo que son los demás, si no hubiera 30 mil desaparecidos, no hubiera aparecido Menem, y tantas cosas”, concluyó.

Denunció que el gobierno de Mauricio Macri quiere desalojar la Casa de las Madres de Plaza de Mayo, que busca quedarse con el archivo de la organización y que sufren amenazas en forma permanente. Afirmo que la Universidad intervenida “ya no es de las Madres, es de Macri. Cambiaron las carreras y los planes de estudio. No tenemos nada que ver con eso”
Bonafini explicó que el archivo de las Madres “es muy grande”, e indicó que “ya se han robado la mitad. Ahí hay pruebas de lo que nos pasó en Argentina”. Y vaticinó que “con estos tipos no va a haber más juicios contra los genocidas”.
La titular de la Asociación Madres de Plaza de Mayo, contó que “nos llaman, nos amenazan”. Reveló que desde el gobierno le pidieron al Banco Nación “que nos quiten la donación de la Casa porque no la estábamos usando, cosa que no es cierto, porque está lleno de actividades”. “La pelea es día a día, no te podés ir de la Casa”, resumió.
De lleno en el terreno de la militancia, Bonafini aseguró que “la política es solidaridad y lealtad. Es un camino de la vida, no hacia un cargo”. Y planteó que “nuestro pueblo todavía no tiene mucha conciencia de a dónde ir”, por “los 12 años de felicidad que vivimos”.
Y ejemplificó manifestando que “los compañeros de Pepsico no hubiesen perdido la fábrica si muchos nos hubiésemos juntado”. Y exhortó: “Tenemos que ganarles la batalla, porque queremos a la patria de verdad”. Por eso, “hay que transmitir el concepto de la solidaridad. Los que estamos en la lucha debemos decir a dónde hay que ir, para qué llenar una plaza”.
Hebe afirmó que enfrentamos el discurso del gobierno y de los medios. “Como lo muestra el gobierno, parece que todos los kirchneristas o peronistas somos todos chorros, y eso no es verdad. Mucha buena gente se jugó, trabajó y avaló este proceso desde 2003”.
Hebe de Bonafini remarcó que “de Macri se puede esperar cualquier cosa: es Menem, Cavallo, Martínez de Hoz, todo junto en una licuadora”. En consecuencia, pidió que “nos tenemos que dar la mano unos a otros, hay que luchar para que la pobreza no crezca como está creciendo hoy en Argentina”.

“Nosotros no tenemos que trabajar solo para una elección. La cosa es más grande, hay que trabajar por la Patria” afirmó. “Nos fue mal en esta elección y quizás también en la próxima, pero es solo un dato, hay que juntarnos quienes pensamos lo mismo, hay que continuar la lucha, nada es poco, todo suma”, indicó.
Concluyó “los movimientos no son para un día o para dos, son para siempre. La lucha es todos los días”.
Por fin las y los asistentes transmitieron su cariño y admiración a esta mujer de 88 años que lidera a las madres de Plaza de Mayo. “Me quedo hasta saludar a cada uno, pero no me apretujen” dijo sonriente cuando todos querían besarla y abrazarla